domingo, 1 de septiembre de 2013

Cinco días en Portugal (1/3)




La semana pasada estuvimos cinco noches en Lisboa. Salimos temprano de León, aprovechando el viaje de ida para parar en Oporto, Aveiro y Coimbra, y haciendo sendas salidas en los días sucesivos a Sintra, Cascais (Boca do Inferno, Cabo da Roca), Estoril, un día de playa en Oeiras, y dos días por Lisboa (uno paseando por sus calles y otro visitando el Oceanário, instalaciones de la Expo 98 y la zona de Belém). A la vuelta para León paramos en Cáceres un par de horas (lo justo para comer y dar un paseo por la zona vieja). En esta primera parte os muestro fotos del primer día, en la segunda haré lo propio con Lisboa, Cascais y Estoril, dejando para la tercera y última el resto.

Como podréis fácilmente comprender, las condiciones para fotografías de calidad no siempre eran las idóneas, ya que la mayoría están hechas en las horas centrales del día, pero espero que sean suficientes para ilustrar el viaje y animaros a que conozcáis nuestro precioso país vecino.

Comenzamos. Entramos en Portugal por Verín, y aunque estaba prevista una parada en Bragança, al final nos dirigimos a Porto, segunda ciudad portuguesa y con mucho que ver, que en un paseo rápido por supuesto que no da tiempo... una auténtica lástima no disponer de más horas para patear sus calles, porque merece la pena. En las dos horas y media que estuvimos nos dio tiempo a ver el paseo a la orilla del Duero, con el puente Luiz I, el palacio de la Bolsa (al que no entramos en la visita guiada en español por poco), la incomparable estación de São Bento y la afamada Torre de los Clérigos. Está claro que hay que volver :) ... alguna instantánea:












Proseguimos viaje para parar a comer los bocatas en las playas donde desemboca la ría de Aveiro y dar un paseo después por sus canales y su barrio de pescadores, observando las góndolas y la tranquilidad de sus calles, así como conociendo su iglesia de Santo Domingo (catedral), con un interior diáfano y moderno... fotos de la "parada":










Continuamos viaje para nuestro siguiente destino: Coimbra, a medio camino entre Porto y Lisboa, sede de la primera universidad portuguesa y una de las más antiguas de Europa (fundada en 1290), que como no podía ser menos, visitamos, así como sus dos catedrales, la Sé Velha y la Sé Nova. Fundada por los romanos (Conímbriga), fue luego lugar estratégico para la conquista musulmana de la península ibérica por su lugar elevado sobre el río Mondego. Es una ciudad encantadora, que merece la pena pasearse, con vestigios árabes y unas preciosas vistas desde lo más alto. Como íbamos bien de tiempo, le dedicamos casi cuatro horas... y claro... muchas fotos :) :




























Continuará...

(c) Javier Díaz Barrera, 2013